jueves, 26 de septiembre de 2013

Un vueltón por Decorama

Todo romance, tiene un principio y el mío con el rock, se remonta a  los primeros años de mi juventud, en mi añorado y prácticamente desaparecido barrio Pilarica  Mira el rock de los pilaricos. allí junto a tres amigos de siempre Augusto y Gustavo (Tabi) Llamas y Jorge Iván  Jaramillo y con la complicidad alcahueta de mi mamá que en paz descanse, esperabamos con ansia la llegada del día viernes, para que después de salir del colegio, fuesemos a tomar un bus (Circular sur) que atravesaba  la ciudad, de norte a sur, para llegar a un centro comercial donde había un almacén de decoración y no de música, pero que traían los discos de vinilo importados de los Estados Unidos, tanto en formato de 45 RPM cómo de 33 RPM.
Era como tocar el cielo de la música, allí nos gastabamos el dinero no gastado en mecato o comida en el colegio y una que otra ayudita de la billetera de las mamás.

Como lo he publicado anteriormente, allí pude conseguir todos los discos importados de mi amado Electric Light Orchestra,  además de éxitos de las listas de la Billboard.

Lo más emocionante era el viaje de vuelta en el bus, mostrandonos las compras que habíamos hecho y aún más emocionante era llegar a escucharlos.

Les comparto unos tesoros que aún conservo:


































lunes, 23 de septiembre de 2013

Mayer, perdido en la multitud

Dandole continuidad a la publicación anterior El dilema de un coleccionista y confesando que se trata de una de mis reflexiones y decisiones mas trascendentales en cuanto a mi amor por el rock, empecé a fijar mi atención en discos, que tal vez, algún día compre para ver más discos en mi discoteca y porque había leido u oído algo sobre ellos.

Gracias a mi profesor de guitarra, que  me sugirió que montaramos una canción de John Mayer, me acordé que por allá en el 2010 compré un trabajo de él llamado Continuum, motivado por el prestigio del propio Mayer y por haber leído que la canción Gravity que hace parte del disco, era una de las 100 mejores interpretaciones de guitarra, según la revista Rolling Stone http://www.rollingstone.com.ar/1043905, ocupamdo el lugar 84.

Es así como rescaté de la multitud a Mayer y su Continuum sin duda alguna un discazo, que había naufragdo en mi afán de tener.

Bienvenido John Mayer a Rock With Me y perdón por el olvido

































lunes, 16 de septiembre de 2013

El Dilema de un Coleccionista

No soy de los que me gusta hacer el inventario de mi colección de rock (Vinilos, Casetes, CD, DVD, Video Laser, cintas de VHS, Mini-Disc), para saber cuanto tengo o que tengo mucho.
Muchas veces nuestro afán de tener es más fuerte que nuestro afán por saber.

He decidido de manera voluntaria, asilarme un tiempo de las pocas tiendas de música de mi ciudad, de Amazon y del Itunes Store. Durante  casí 40 años he conseguido varias cosas, inclusive no le he dado el tiempo para conocerlas o disfrutarlas a muchas de ellas.

He decidido documentarme y leer mucho, para así disfrutar más de mi colección y no quiero sentir la sensación de que tengo mucha música, quiero más bien aprender un poquito más de este lindo género que es el rock, para así llevar en mi mente más de lo que puede cargar mi iPod, por muchos gigas que sean.

Los dejo con esos discos olvidados o empolvado de mi  colección, no sin antes pedirles perdón a ellos por ignorarlos tanto tiempo.
































Este último es una verdadera rareza, no he podido conseguir el disco completo The Art Of Control 1982.




 





lunes, 9 de septiembre de 2013

Un Sueño Imposible

Los hombres vivimos y nos alimentamos  de sueños, mucho más cuando somos niños y adolescentes, que cuando ya somos adultos, donde todo se vuelve racional, dinero y que dirán.

Pues bueno, un de mis sueños que aunque nunca voy a cumplir, siempre va estar en mi imaginación, es el de tener un  Café-Bar de rock en una pequeña y colonial ciudad que se llama Santa Fe de Antioquia ( ver Rock en Tierra Mítica). Me gustaría un sitio  con la típica arquitectura colonial de la ciudad, ojalá con un patio central con mesas  y una gran barra en un salón colonial decorado con objetos de rock. Sería un sitio para compartir un café o uin buen vino en medio de conversaciones e historias impregnadas de rock (no quiero un sitio para simplemente rumbear) y por qué no, uno que otro grupito invitado o algún espontáneo al piano o guitarra


Dirán ustedes ¿pero por qué no? y yo les digo:

  1. El rock no está en el gusto de los visitantes de Santa Fe de Antioquia, porque el turismo  de verano se apodero de todos los espacios (Sexo, Droga y Reggueton).
  2. Nuestra idosincracia  no está configurada para un sitio como este, es más no estoy seguro si este Café-Bar tendría algún visitante, seguro sería acusado de traicionar a mis ancestros y sus costumbres con música de otra parte (como si el mundo no estuviera conectado)
  3. Porque hay poco lugar y tiempo para la cultura y el ocio en nuestras vidas de adultos y todo vale mucho dinero que se debe recuperar (nada de filantropia, lástima).
  4. Porque tal vez no nací en la época correcta.
Por todo lo anterior y muchas otras cosa mi sueño imposible, queda una vez más postergado, pero gracias a Dios existe Rock With Me, para  compartir aunque sea un pedazo de esta efimera ilusión, la música.

La música sonaría así en mi Café de Santa Fé




























 

 






miércoles, 4 de septiembre de 2013

Si se puede

Las generaciones y los "generos" musicales, nos es que siempre hayan estado muy de acuerdo. Dependiendo de la época y de los gustos musicales, cada cual defiende los suyo con alguna razón.

Mi amigo el rock que es un "genero" comprensivo y abierto, ha dado cabida a muchos ensayos o experimentos, como por ejemplo:

Pero para mi el mejor maridaje es el rock con estilización e instrumentación de música clásica. Como anécdota, cuando era adolescente, le pedi a mi padre una suma de dinero considerable para comprar un disco importado de Electric Light Orchestra (ELO II). Una vez lo puse en el tornamesa, empezó a sonar la 5° Sinfonía de Beethoven y mi papá como es una persona culta musicalmente (su hijo tal vez no), se enganchó y me dijo.... "por fin  tenes gusto para la música"... acto seguido se depacha Jeff Lyne con su guitarra y la versión de Roll Over Beethoven de Chuck Berry. Ni les digo la cara de mi papá.

La verdad es que algo me dice que muchos de los virtuosos del rock, han tenido formación o talento en instrumentación y composición en lo que conocemos como música clásica.